Tortilla de Patatas jugosa

Tortilla de Patatas jugosa

Hola de nuevo Hoy voy a poner en práctica un clásico de nuestra cocina La tortilla española. La tortilla de patatas se puede preparar de muchas formas tantas, como cocineros existen así que, la voy a preparar como a mi más me gusta, muy poco cuajada. ¿Quieres ver como me sale? Pues, sigue viendo el vídeo. Lavamos y pelamos las patatas, preferiblemente que estas sean patatas blancas. También podemos aprovechar recortes de patatas que tengamos de otras elaboraciones Suelo añadir un par de dientes de ajos, al aceite para poner un toque de sabor Pero esto, va al gusto de cada uno. Cinco huevos, tamaño XXXL Cortamos las patatas en láminas finas y del mismo grosor Ponemos en una sarten aceite de oliva suficiente, para pochar las patatas Yo utilizo una sartén exclusiva para pochar las patatas que me va bien para esta tarea. Cuando echo las patatas, suelo tener el aceite fuertecito... ya que al poner las patatas, me va a bajar mucho la temperatura. Distribuimos bien las patatas, para que queden cubiertas por el aceite. Mientras tanto, voy preparando los huevos en un bol. La sal, no se la pongo ahora al huevo ya que esta, tiene la cualidad de ir licuando el huevo y luego costará más que el huevo cuaje. Batimos bien los huevos con unas barillas Antes de retirar las patatas, ponemos fuerte el aceite para que estas se pongan con un toque un pelín crujiente Sacamos las patatas del fuego, escurriendo todo el aceite que podamos. Justo antes de añadir las patatas, es cuando pongo la sal al huevo. Añadimos la patatas al huevo, y mezclamos bien. Probamos el punto de sal y dejamos reposar la mezcla de cinco a diez minutos para que se integren bien todos los sabores Para cuajar la tortilla pongo la sartén con un poquito de aceite y la caliento bien. hasta que el aceite empiece a humear. Al tener la sartén bien caliente, el huevo cuaja muy rápido y nos forma una capa exterior. Aquí se aprecia muy bien, como se forma esa capa exterior que contiene el resto. Tras el primer golpe de calor, bajamos la temperatura del fuego, para evitar que se nos queme. Comprobamos que se nos han formado bien las paredes laterales de la tortilla y le damos la vuelta. Yo, todavía me ayudo de un plato por que no tengo la habilidad de dar la vuelta a la tortilla en el aire. Antes de echar la tortilla, pongo un poco de aceite y vuelvo a subir la temperatura del fuego. para que la sartén esté bien caliente Le vamos dando la forma, para que quede bien redondita y bajamos de nuevo el fuego. La sacamos del fuego, y lista. Y así es como me ha quedado esta tortilla española. Bien jugosa ¿Qué te ha parecido? Espero que te haya gustado. Como habrás visto, yo la tortilla la he hecho sin cebolla. Pero es por qué a mi no me gusta. Si a ti, te gusta con cebolla, solo tienes que pocharla con las patatas. Bueno, te veo en mi siguiente vídeo no olvides suscribirte a mi canal y dejar tus comentarios. Y recuerda, que si yo aprendo, tu también.