Searches related to

Searches related to

En este vídeo os voy a explicar cómo podéishacer un Bizcocho perfecto para vuestras Tartas de Fondant, con un sabor a mantequilla y vainillaque lo hace irresistible, y a lo largo de la receta os voy a ir explicando un montónde trucos para conseguir que los bizcochos os queden siempre bien. Pues si os apetecesaber un poco más, quedaos a ver el vídeo. Vamos a comenzar tamizando 490 gr. de harina,junto con 15 gr. de levadura, 5 gramos de bicarbonato y 1,5 gr. de sal. Y dando ligerosgolpecitos la iremos tamizando. Aquí va el primer Truco: Es muy importante tamizar laharina junto con la levadura o el bicarbonato porque así conseguimos que se reparta dela misma manera la mezcla, y no nos quede en unos sitios más levadura que en otros,y así nuestro bizcocho en el horno crecerá por todos los sitios por igual. Una vez tamizadala reservamos. Ahora en el bol de nuestra batidora vamos a echar 300 gr. de mantequillaa temperatura ambiente y 600 gr. de azúcar. Con la pala "K" de nuestra batidora lo vamosa batir durante 5 minutos a media velocidad. Cuando lleve como unos 2 minutos batiendo,vamos a incorporar una cucharadita de pasta concentrada de vainilla, esto le dará a nuestrobizcocho, junto con la mantequilla, un sabor riquísimo. Como veis el resultado despuésde batir es una mezcla muy cremosa. Si vuestra mantequilla no está a temperatura ambienteobtendréis una mezcla como medio cortada. Por eso lo ideal, y aquí va el siguienteTruco: es que la mantequilla siempre tiene esté a temperatura ambiente. Una vez quehayáis repasado muy bien vuestro bol con la espátula de silicona vamos a continuarbatiendo y esta vez lo haremos a una velocidad media-alta. Ahora vamos a abrir nuestros huevos,en total vamos a usar 6 huevos. Os recomiendo que los abráis de uno en uno en una tacitaaparte y luego los juntéis todos en el mismo bol. Y mientras que continúa batiendo vamosa ir incorporando los huevos de uno en uno. No vamos a añadir el siguiente hasta queno veamos el anterior bien incorporado. En cuanto el último huevo que hayamos echadose haya incorporado perfectamente, paramos la máquina y volvemos otra vez a repasartodas nuestras paredes y fondo del bol con la espátula de silicona. Y ponemos otra veza batir de nuevo nuestra máquina pero esta vez lo vamos a hacer a una velocidad muy lenta.Y poco a poco vamos a ir incorporando la mezcla de la harina que habíamos tamizado. Y a pequeñoschorritos también iremos incorporando los 375 ml. de leche que también los tendremosa temperatura ambiente. Y de esta forma iremos incorporando poco a poco la harina y la lechehasta acabar con ambas. Este paso es muy importante hacerlo a una velocidad muy lenta, de estamanera, el gluten de la harina no se desarrollará y conseguiremos que en vez de que nos quedeun bizcocho apelmazado, nos quede un bizcocho esponjoso. Al acabar de echar los dos ingredientesparamos la máquina y le vamos a dar el último repaso con la lengua de silicona, tocandomuy bien todas la paredes y fondo del bol. Así nos aseguramos que no nos hayan quedadorestos de harina por ninguna parte. Y esta es la textura que tiene que tener vuestramasa, que es un tanto aterciopelada y como veis es bastante espesa. Ahora sí que latenéis lista para llevarla a vuestros moldes. Yo voy a usar estos moldes desmontables, peropor supuesto, vosotros llevarlo a molde que se adapte a la tarta que vayáis a hacer.Antes de echar la masa en vuestros moldes, rociarlos o bien con un spray antiadherente,o bien con un poquito de mantequilla. Y para facilitar el desmoldado de los bizcochos,poner siempre un poquito de papel de hornear en la base de vuestros moldes. Si tenéisque usar unos moldes de semiesfera, es muy sencillo colocarles el papel. Cogiendo comoreferencia la parte superior del molde, recortáis un círculo y lo vais a doblar de esta forma.Con una tijera lo vais cortando teniendo cuidado de no cortarlo hasta el fondo. Lo desdobláis,rociáis con un spray antiadherente o mantequilla al igual que antes. Colocáis el trocito depapel que hemos recortado, otro poquito más de spray o mantequilla. Y con la ayuda devuestros dedos poco a poco idlo pegando a las paredes del molde. Ya los podemos ir rellenandocon nuestra masa. Para repartir la mezcla vienen genial estas cucharas heladeras, sonsúper prácticas y además no se mancha nada con ellas. Llenad siempre los moldes dos terciosde su capacidad, así el bizcocho cuando suba en el horno, llevará hasta la parte de arribadel molde. Si lo llenáis menos, os quedarán unos bizcochos muy bajitos. Cuando los tengáisllenos, metéis un cuchillo dentro de la masa y hacéis movimientos en zig zag. Esto lohacemos para romper las posibles burbujas que haya de aire y evitar que luego nuestrobizcocho nos salga con agujeros por dentro. Y ahora sí que los tenemos listos para llevarlosal horno. Primero voy a hornear los más grandes y luego los otros más pequeños. Vamos ameterlos en el horno, con él precalentado a 180 grados. Y una vez que metamos los bizcochos,bajaremos el horno a 175 grados. El tiempo de horneado va a depender del tamaño delmolde que estéis usando. Aquí os dejo una tabla con todos los tiempos de horneado paraque lo podáis ver con más detenimiento lo dejaré luego también en la cajita de información.Para saber si nuestro bizcocho está listo yo ahora uso este termómetro. Y aunque esespecial para Bundt cake, yo lo uso para cualquier bizcocho que hago. Es muy sencillo de usar,basta con introducir la punta del termómetro durante 5 segundos dentro del bizcocho y sisale de un rojo intenso, es que nuestro bizcocho está listo. Según saquéis los bizcochosdel horno, ponerlos a enfriar sobre una rejilla. Así de fácil es hacer este delicioso bizcochopara vuestras tartas de fondant. Y mi último consejo es que si lo vais a usar para cubrirlode fondant es que lo hagáis con dos días de antelación, y lo conservéis en la nevera,bien tapado. Si os ha gustado la receta, no os olvidéis de darle a "like", de compartirlacon vuestros familiares y amigos y suscribíos al canal, así podréis estar al día de todaslas recetas que subo.